Todos nos hemos quedado sorprendidos al ver este vídeo. Rachel, una joven mujer, deseaba de todas las formas ver a su abuelo feliz y animado, por lo que, con mucho cuidado, cogió a su abuelo para hacerle bailar con ella. Seguro que su tierno abuelito lo recordará hasta el fin de sus días, ya que en el vídeo se puede ver a al abuelo ‘feliz como una perdiz’.

La gran acción de una adolescente mujer con su abuelito

El abuelito de Rachel tiene 93 años y padece la horrorosa enfermedad del Alzheimer. No obstante, nos dió un gran aprendizaje de vida a todos: siempre tienes que tener ganas de vivir tu vida al máximo hasta el fin de tus días. Aunque tiene la friolera de 93 años, parece que tenga la energía de alguien muchísimo más joven. “Eres solo tan anciano como tu cuerpo lo sienta, no la edad que aparezca en tu carnet de identidad”.

Sin duda alguna, podemos ver que el abuelito no podía estar más contento bailando con su gran nieta Rachel. No para de reír y de disfrutar el momento con ella. ¡Incluso le hace una reverencia para pedirle bailar! Tenemos claro que ellos nunca olvidarán ese tierno momento… ¡ni nosotros!

El abuelo de Rachel tiene una increíble energía pese a tener 93 años. Además, consiguió que su nieta no dejara de reir en todo momento. Sin duda alguna debemos aprender de estas dos personas, que nos demuestran que la edad no es ningún impedimento para disfrutar de la vida al máximo.

A continuación, puedes ver el vídeo del tierno momento familiar:

¿Qué opinas sobre lo que hizo Rachel por su abuelito? A nosotros nos ha llenado de emoción y ternura. Deja tus opiniones en los comentarios y difunde el post con tus amigos si te gustó.

Con información de: Findout Media.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

ESCRIBE TU COMENTARIO: