Al parecer los cánones de belleza impuestos por la sociedad, parecen perder cada vez más fuerza, y la actuación y triunfo de una joven indígena en un certamen de belleza en México, lo demuestran.

Su nombre es Yukaima González, ella al igual que muchos mexicanos no pensó que podría ganar un certamen de belleza sin tener el cabello rubio y los ojos claros. Pero para sorpresa de todos los presentes, su belleza indígena dejó sin palabras al jurado.

La hermosa joven pertenece a un pueblo Huichol, los huicholes es una de las comunidades indígenas más antiguas de México. Sus asentamientos radican en diversas zonas de la Sierra Madre Occidental o Sierra Huichola, entre los estados de Durango, Jalisco y Nayarit.

El nombre civil de Yukaima (Yukaima es su nombre indígena) es María Isabel, tiene 18 años y es estudiante de Cultura Física y Ciencias del Deporte. En la cultura Huichol los abuelos son los que tienen la responsabilidad de poner el nombre indígena a los nietos.

Entre las muchas cosas que los Huicholes nunca imaginaron, es que una joven perteneciente al pueblo pudiera ganar un premio de belleza. Esto debido a que los colonos implantaron la idea de que las mujeres indígenas no eran hermosas, solamente aquellas que eran rubias, altas y tenían ojos claros, además, para ellos sólo las mujeres que reunían esas características podían participar en un certamen y ganar.

Gracias a una amigo, Yukaima tuvo el valor de participar en este concurso de belleza de Nayarit. Dejando atrás a la chica tímida y con terror a hablar en público.

La historia de esta joven no sólo se trata de una hermosa chica que ganó un certamen de belleza, sino que se trata de la victoria de la cultura indígena en contra de la discriminación que a durado siglos en México.

Muchas personas relacionan a Yukaima con Yalitza Aparicio, la actriz mexicana de origen indígena que fue nominada al Oscar, gracias a la película Roma, dirigida por Alfonso Cuarón.

La joven es una defensora de los derechos de las comunidades indígenas. Ella piensa que aunque esto es una esperanza para las comunidades indígenas, aun queda mucho por hacer para que exista igualdad de derecho y reconocimiento hacia la cultura indígena.

La joven es realmente hermosa y no sólo tenía todo el derecho de participar en un certamen de ésta índole sino también era una aspirante digna de tal triunfo.

¿Qué opinas al respecto?

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

ESCRIBE TU COMENTARIO: