Lo necesario para proteger a la pequeña

Mila es una pequeña niña que actualmente está en tratamiento por cáncer y su familia tomó una decisión que no fue fácil. La pequeña está aislada de su familia para protegerla del coronavirus.

Mila es de Escocia y desde el año pasado ha estado combatiendo con esta dura enfermedad. El 19 de noviembre la pequeña empezó a tener unos síntomas raros que notó su madre.

“Estaba cansada y un poco pálida. Creí que podía tener anemia. El médico hizo los chequeos de rutina y quiso ver unos moretones que tenía en la parte baja de las piernas”, contó la madre de la niña a la prensa local.

La madre no sabía de la gravedad de lo que veía en su hija y siempre hubo esperanza en ella. “Yo seguía creyendo que probablemente solo estaba anémica y solo querían hacer algunos análisis en el hospital”.

Cuando los análisis llegaron nada volvió a ser igual, Mila padecía de leucemia linfoblástica aguda. Este tipo de cáncer es muy agresivo y afecta a los glóbulos blancos y requiere tratamiento de manera inmediata.

Mila quedó internada para iniciar con su quimioterapia intensiva, la batalla contra el cáncer comenzaba.

En estas épocas su hermana sale al colegio y su padre continúa trabajando por lo cual están expuestos al COVID-19 y decidieron tomar sus precauciones. Mila no puede correr riesgos de exponerse al virus. Su padre y su hermana decidieron mudarse temporalmente para cuidarla.

Durante esta cuarentena auto impuesta, Llynda Sneddon la madre de la pequeña, ha compartido varias publicaciones mostrando enternecedoras imágenes de su padre visitándola diariamente a través de la ventana del que era su hogar.

“Mi esposo, que trabaja predominantemente solo, entra en contacto con el público y, como muchos otros, tenemos que pagar las cuentas, una situación habitual que preocupa a tantas familias y personas en estos tiempos”, comenta Llynda, madre de la niña, en Facebook.

Publicada por LLynda Sneddon en Viernes, 20 de marzo de 2020

La imagen de la pequeña besando vidrio que los separa se ha ganado el corazón de muchos usuarios de redes sociales. El mensaje que comparte la madre en sus publicaciones es uno muy serio, llama a hacer caso a las medidas de distanciamiento social y respetar todas las medidas sanitarias que se han impuesto para que la población que puede correr riesgo esté más segura.

Prevenir contagios es tarea de todos y podemos ayudar tomando también distanciamiento social. Comparte la historia de Mila para que más personas tomen consciencia.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS: