Los bellos gestos y la amabilidad no son algo que se presencie todos los días. Esta es la razón por la que la gente toma fotos de ellos cuando los ve: son algo para atesorarse. Para muchos constituyen una rareza, algo digno de compartirse, aunque parezca exagerado. Esta empleada fue captada en vídeo haciendo algo poco usual por una persona.

Uno se siente tonificado cuando presencia este tipo de circunstancias. Estos actos anónimos de gentileza son los mejores porque sabemos que vienen del corazón. Cuando Evony Williams fue a trabajar al Waffle House en La Marque, Texas, ella no tenía idea de que se iba a convertir en una estrella de las redes sociales por su acto de bondad con un cliente.

Evony únicamente estaba llevando a cabo su turno de trabajo normal en el Waffle House cuando atendió a un señor de 78 años. Ella le llevó su orden, la cual consistía en huevos revueltos, pan tostado, salchichas y jamón.

Se fue y comenzó a atender a otros clientes después de haberle llevado su comida. Cuando regresó con el cliente, se dio cuenta de que él solo estaba sentado observando su comida pero sin haber probado nada de lo que se le había servido.

Ella le preguntó si había algún problema y si estaba bien. En ese momento fue cuando él le contó que sus manos no le estaban respondiendo muy bien. Apenas había salido del hospital y todavía tenía el tanque de oxígeno conectado a él cuando salió.

Entonces, él le preguntó a Evony si podía hacerle un gran favor y ayudarle a cortar su comida. Ella no tuvo ningún problema en hacer eso, así que le empezó a ayudar inmediatamente después de que él terminó de hacerle la pregunta. El hombre estaba muy agradecido de que le haya ayudado a cortar su comida.

Parecía que ella estaba muy contenta de ayudar a otro ser humano. Lo que no sabía era que había una clienta captando la escena. Ella tomó una hermosa foto de Evony cortando la comida del cliente. Esa foto se hizo viral, e inmediatamente, toda la ciudad y la mitad del mundo habían visto su acto de bondad.

Evony obtuvo todo tipo de reconocimientos por lo que hizo. En su trabajo le dieron un día libre. Sus clientes estaban muy contentos con ella y el alcalde le otorgó una beca de 16,000 dólares para que fuera a la universidad. Así que ella tuvo un increíble día gracias a su actitud de compasión.

Y lo mejor de todo es que fue un acto desinteresado, captado por alguien que ni siquiera había pasado por la mente de Evony.

Compartamos su gran ejemplo. La verdad vale la pena reconocer este tipo de acciones.

Enhorabuena Evony. Bien hecho. ¿Qué opinas de su manera de actuar?

Fuente: apost/CBSnews

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

ESCRIBE TU COMENTARIO: