Sin duda los actos de nobleza y solidaridad que salen del corazón de las personas, por más pequeños que estos sean, son los que nos hacen a los demás, continuar teniendo fe a la humanidad, tal como el gesto que tuvo Alex Fabio Marín, un taxista de la ciudad de Medellín, Colombia que fue el protagonista de una noticia que no tardó en viralizarse en redes.

El taxista trasladaba a una madre junto con su hija en La Alpujarra, en el centro de la ciudad, al barrio Manrique Central al norte de la ciudad. Y lo que parecía ser un viaje normal, acabó siendo el titular de muchas noticias.

Durante el camino, el taxista platicó con las pasajeras y la mujer le comentó que acababan de obtener un préstamo para reformar su casa.

Al llegar a su destino, las pasajeras pagaron 11.500 pesos que equivalen a 3.66 dólares, se despidieron del taxista y se bajaron.

Al seguir su camino, el chófer se dio cuenta de que las pasajeras habían olvidado en el taxi una bolsa negra en la parte de atrás del carro, al abrirla comprobó que se trataba del préstamo que la mujer le había contado.

La bolsa contenía 40 millones de pesos colombianos que equivalen a 12.600 dólares.

El chófer se sintió muy nervioso al tener tanto dinero en sus manos pero sabía que tenía que hacer lo correcto, así que buscó a varios colegas para lograr encontrar a las pasajeras que habían olvidado la bolsa.

Inmediatamente volvió al lugar en donde las había dejado y las encontró llorando desoladas porque habían olvidado el dinero y pensaron que no lo recuperarían.

Sin embargo, el taxista era un hombre honrado e hizo todo lo posible por encontrarlas, al entregarles la bolsa que habían olvidado, las lágrimas de ambas no cesaban.

¨La madre me dio un gran abrazo y me regaló 200 mil pesos colombianos. Ni siquiera contó el dinero, ella confío en mí y sacó esa cantidad para dármela como recompensa, yo no quería aceptarla pero ella estaba muy agradecida e insistió, solo hice lo correcto¨, dijo el taxista.

Esta situación se viralizó rápidamente, varios medios reconocieron el gran gesto del taxista y se ganó la admiración de muchas personas. Sus colegas le rindieron un homenaje por su honestidad.

Por medidas de seguridad, la pasajera no quiso hacer declaraciones ante los medios pero está infinitamente agradecida con Alex Fabio Marín, aquí las declaraciones del taxista:

Este taxista le mostró al mundo que lo más valioso en un ser humano es su honradez

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS: