Dicen que la belleza cuesta y a veces puede costarnos incluso la vida.

Estelle es una joven de Paris de 19 años que estuvo a punto de morir tras aplicarse un tinte que cambiaría el color de su cabello.

A principios de mes compró el tinte en un supermercado, nunca imaginó las graves consecuencias de este.

Comenzó a aplicárselo y todo parecía de lo más normal pero luego de unos minutos su cuero cabelludo comenzó a irritarse y su cabeza se fue inflamando poco a poco. Rápidamente acudió con un médico quien le recomendó usar antihistamínicos.

La alergia de la joven se debió al químico PPD (Parafhenylenediamin), mismo que está en casi todos los tintes pero que no a todos les cae bien.

Al siguiente día la cabeza de la joven se había inflamado más, el tamaño de esta era muy preocupante.

Rápidamente la trasladaron a un hospital, su lengua también comenzó a inflamarse y tuvo que recibir una inyección de adrenalina. Pasó toda la noche en el hospital bajo supervisión médica.

¨Estuve a punto de morir y no quiero que esto le vuelva a pasar a alguien¨, comentó la joven.

La joven describe su experiencia como traumática pues estuvo a punto de perder la vida y todo por ¨vanidad¨, asegura ella, por eso es que quiere advertir a los demás sobre el gran peligro de dicho componente.

Aunque los tintes tienen una gran variedad de químicos, es el PDD el principal causante de reacciones alérgicas, este químico suele estar principalmente en los tonos oscuros.

Existe un límite establecido acerca de la concentración de PDD, como máximo un 2% en cualquier producto que deba aplicarse al cabello, el que Estelle aplicó en su cabello tenía 1%.

Deben existir advertencias legibles e instrucciones de uso en todos los empaques del producto, sin embargo, el PDD se usa de manera ilegal incluso en tatuajes de henna negra que por lo general se les ofrecen a los turistas en diversos lugares.

Otro caso que se dio a conocer es el de Madison Gulliver, una pequeña de siete años que disfrutaba con sus padres de vacaciones en Egipto y a la que le ofrecieron un tatuaje de henna, sufriendo una reacción adversa en su piel.

Estelle no quiere que nadie más pase por lo mismo que ella, por eso comparte su historia para advertir a los demás sobre este gran peligro y aconseja leer las instrucciones en cada producto y saber qué químicos contiene.

¿Habías escuchado antes acerca de este químico y sus terribles consecuencias?

Fuente consultada: viralistas

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

ESCRIBE TU COMENTARIO: