La inocencia y valentía de los niños es uno de los regalos más bonitos que la vida nos da y de donde aprendemos grandes lecciones.

Con tan solo 4 y 5 años de edad, McKinley, Chloe, Ava y Lauren comparten más que tan solo una amistad, y es que todas ellas son ahora sobrevivientes de cáncer.

Las pequeñas se conocieron cuando eran unas bebes de meses, en el hospital Johns Hopkins de Florida donde se encontraban internadas recibiendo tratamientos para el cáncer.

Chloe padecía de un extraño cáncer de pulmón, mientras que McKinley, Ava y Lauren sufrían de leucemia. A lo que McKinley aseguraba que su “sangre enferma” las unía.

Alyssa Luciano, mamá de Ava, comentó a una revista que las niñas han compartido muchos momentos juntas en el hospital y se han convertido en buenas amigas; “es increíble ver lo lejos que han llegado después de ser unos pequeños bebés calvos.”

Hace un año, en septiembre de 2018, el club se reunió nuevamente en el centro hospitalario para festejar que ahora son sobrevivientes del cáncer y que a pesar de que todas tuvieron altibajos en sus tratamientos, su amistad y apoyo les hizo ser más fuertes y valientes.

Comparte su hermosa historia y mandemos todo nuestro apoyo a estas pequeñas guerreras. 

 

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS: